HOMOpolitano !!!

miércoles, septiembre 03, 2008

Seré gay?


Este articulo informativo solamente pretende tratar de aclarar algunas dudas sobre la homosexualidad, sobre quienes somos y si es un error el hecho de que seamos como somos. Esto debido a los últimos repuntes religiosos que han habido con respecto al hecho de ser homosexual.


¿Soy gay? ¿Se nace siendo gay? ¿Se puede dejar de ser gay?


¿Soy Gay?
Muchas personas tienen sentimientos hacia otros del mismo género, y se preguntan si esto significa que sean gays. Para muchos, estos sentimientos pueden ser muy intensos y alienadores. Algunas personas que se sienten atraídas a otras personas del mismo género son gays y sostienen relaciones sexuales con personas del mismo género. Pero otras personas que experimentan sentimientos gays descubren que estas emociones cambian con el tiempo y que terminan sintiéndose más atraídos por el otro género.
Otras personas se sienten igualmente atraídos por hombres y mujeres a la vez, y mantienen relaciones (sexuales o no) con ambos. Algunos no sienten ningún tipo de atracción por nadie y se preguntan si esto es una señal de homosexualidad. A menudo es el mismo tiempo el que se encarga de responder estos sentimientos. Si crees que puedes ser gay y que necesitas hablar con alguien al respecto, lo más probable es que busques ayuda de algún psicólogo, psiquiatra o terapeuta profesional que pueda ayudarte a entender mejor lo que sucede, no por el hecho de que tengas algún problema psicológico sino porque estos profesionales están capacitados para darte muchas respuestas que quizás estés buscando.

¿Cuándo sabe uno que es gay?
No existe una respuesta sencilla o estándar para esta pregunta, ya que varía de persona a persona. Generalmente se puede decir que ser gay no es algo que una persona desarrolla repentinamente, y puede que no sea algo que desde el inicio sepan como identificar. Estudios publicados en 1996 mostraron como los jóvenes gays entrevistados describían el conjunto de emociones que gradualmente les hizo sentirse “diferente” de alguna forma, y del conjunto de sentimientos que ellos creían que cualquier adolescente debería tener.
"Yo pensé, bueno, esto es solo una fase. Tarde o temprano voy a empezar a ver a las mujeres atractivas, pero nunca sucedió. Mientras veía a los hombres más atractivos, y todavía no me sentía atraído por las mujeres, pensé, mierda, soy gay. Y fue un verdadero impacto cuando me di cuenta". - Juan -
Eventualmente todos los que son gays se dan cuenta que no solo se sienten atraídos sexualmente a miembros de su mismo género, sino que esta atracción no es transitoria. El hecho de darse cuenta sobre esta realidad puede llegarnos a cualquier edad de nuestras vidas. Algunos lo mantienen en secreto, mientras que otros deciden “destaparse”.

¿Es la homosexualidad una fase que viven los jóvenes?
Para algunos es un sí, pero para otros un no. Algunos incluso no tienen su primer contacto homosexual sino hasta bien entrada la madurez. En una encuesta realizada en Gran Bretaña en los años 90, casi el mismo número de mujeres reportaron que su primera experiencia homosexual había sucedido durante las edades de 20 a 30 años. Pero existe evidencia de que para algunas personas las experiencias homosexuales pueden bien ser parte de una fase experimental o transitoria durante los años de juventud. Esto es raras veces sorprendente dado el hecho de que la adolescencia es un período de cambios en el cual mucha gente descubre quienes son y que desean para sus vidas ulteriores. Este tipo de comportamiento es perfectamente normal.

¿Se nace siendo gay? ¿Qué hace que la gente sea gay?
"Una de las cosas que recuerdo pensar bastante fue… ¿Por qué soy así? ¿De quién es la culpa?" - Julián -
No existe una respuesta sencilla a esa pregunta, ¿Nacen algunos siendo gays o lesbianas? Hay algunas teorías que enfatizan las diferencias biológicas entre los heterosexuales y los homosexuales adultos, sugiriendo que las personas nacemos con una sexualidad determinada desde el nacimiento.
En 1993, el investigador norteamericano Dean Hamer publicó un trabajo que parecía probar que la orientación homosexual podía ser transmitida genéticamente a los hombres a través del cromosoma X, el cual obtienen de sus madres. Sin embargo, cuando se duplicó el estudio este no produjo los mismos resultados. Un estudio subsecuente en el cual Hamer colaboró tampoco logró respaldar sus hallazgos iniciales. Un estudio más reciente publicado en Abril de 1999 por George Rice y George Ebers de la Universidad del Oeste de Ontario arrojó dudas con respecto a la teoría de Hamer. La investigación de Rice y Ebers también realizó pruebas en la misma región del cromosoma X en una muestra mucho mayor de hombres gays, pero también falló al tratar de encontrar el mismo “marcador” que la teoría de Hamer había producido. Existen aseveraciones sobre el hecho de que el hipotálamo tiene un rol esencial al determinar la definición de la orientación sexual, pero esto carece de alguna explicación científica substancial. Por los momentos se presume generalmente que las explicaciones biológicas sobre la sexualidad son insuficientes para arrojar luz sobre la diversidad de la sexualidad humana.
¿Cómo puede la ciencia decirte quién eres? Digo, he tenido novios, y fui feliz con ellos, tuve novias y pude haber tenido novios de nuevo. Si es un “gen gay” lo que tengo ¿Se apaga y se enciende solo en mi cabeza? No se siente como si fuera biología, se siente como se siente el amor. - Pablo -
Las explicaciones psico-sociales ofrecen una variedad de factores que podría contribuir al desarrollo de la homosexualidad de una persona. Por ejemplo, una crianza dominada por una madre en el pasado de un hombre gay, existiendo la ausencia de un modelo masculino a seguir. Otros enfatizan la adherencia o desviación fuera de la conformidad de los roles de género. Mientras que ninguno de estos factores responden completamente por sí solos la pregunta ¿Qué causa la homosexualidad?, dejan por fuera algunas cosas. Por ejemplo, los jóvenes gays y lesbianas no son heterosexuales “fallidos”. También, según estadísticas las parejas homosexuales son generalmente del mismo grupo etario (edades) desterrando la posibilidad de que los jóvenes gays son “convertidos” por personas mayores.
Lo que está claro es que el comportamiento humano se ve influenciado por el ambiente familiar, sus experiencias y su sentido de pertenencia. Las concepciones que tenemos sobre el sexo y el género se ven formadas inicialmente por los valores familiares. Subsecuentemente, estas creencias pueden ser moldeadas por experiencias sexuales placenteras o incómodas así como también moldean nuestras escogencias de compañeros sexuales o de actividades sexuales. A lo largo de nuestras vidas la percepción de quiénes somos y qué somos tiene un fuerte impacto sobre el desarrollo sexual y las experiencias vividas.
¿Se puede dejar de ser gay?
Existe en la actualidad un apoyo generalizado hacia la creencia de que la sexualidad viene pre-determinada y que se puede cambiar con el tiempo, o permanecer estática. Sin embargo, muchas personas se siente interesadas en saber si la sexualidad puede ser alterada meramente por el deseo de una persona por cambiar. Las organizaciones que ayudan a los homosexuales a cambiar su sexualidad pueden ser divididas de manera general en aquellas que usan métodos psicológicos “reparatorios” y en aquellas que usan métodos religiosos “sanatorios”.
Algunos creen que la homosexualidad es una enfermedad y aseveran que puede (y que debería) ser curada. Muchas de estas “curas” revolotean en torno a terapias psicológicas (a menudo llamadas “terapias reparatorias”) las cuales se esfuerzan en re-orientar la sexualidad homosexual hacia la heterosexual. Aunque la existencia de datos científicos evaluables es muy mínima, lo que si se encuentra disponible parece indicar que este tipo de terapia es totalmente ineficiente. La Asociación Americana de Psicología (APA por sus siglas en Inglés), siendo la asociación de psicólogos más grande del mundo ha establecido que:
La homosexualidad no es un desorden mental y la APA se opone al hecho de mostrar a las personas lesbianas, gays y bisexuales como enfermos mentales in en necesidad de tratamiento debido a su orientación sexual.
Algunos grupos religiosos afirman que la homosexualidad es pecaminosa y que está en directa oposición a la Biblia y otros textos religiosos. Como en el caso de la terapia reparatoria, la evidencia observable y estudiable sobre la sanación y técnicas de oración usadas ha sido mínima o casi nula. La evidencia a la que se puede tener acceso sugiere que estas técnicas se restringen en tres áreas:
Convencer a los bisexuales a que limiten sus actividades hacia los miembros del sexo opuesto.
Convencer a los homosexuales a llevar una vida en celibato.
Convencer a los hombres gays y las lesbianas a intentar mantener relaciones heterosexuales mientras que repriman sus orientaciones homosexuales.
Dos fundadores (no mencionados por respeto a sus identidades) de un ministerio establecido para “sanar” homosexuales afirmaron que sus programas resultaron ser “ineficientes”… ninguna persona fue “sanada”.
Recientemente el tema del cambio de la orientación homosexual ha sido llevado a terrenos políticos en Estados Unidos. Aunque esto se deba parcialmente a una carencia de tópicos políticos por debatir en Norteamérica, el tema de “curar” la homosexualidad ha capturado aparentemente la imaginación de muchos norteamericanos. Páginas completas con publicidades controversiales publicadas por organizaciones políticas cristianas han aparecido durante tres días continuos. Los anuncios, que promueven firmemente la teoría de que la homosexualidad puede ser cambiada a través de la fuerza de voluntad aseguran que “miles de personas están abandonando sus identidades homosexuales por el celibato, e inclusive por el matrimonio”.
Esto parece haber sido iniciado por una alocución de un líder del Senado norteamericano en 1998 que describía a los homosexuales como personas enfermas que podían ser curadas - pero solo si desean ser curados.